Visitas Totales

sábado, 6 de junio de 2015

GEMINIS



Después de la fuerza marciana de Samael en Aries y del impulso amoroso de Uriel en Tauro, viene la sabiduría y la potencia curativa de Rafael, regente de Mercurio en la brillante constelación de Géminis. Mercurio se encuentra establecido entre el Sol y la luna, el Maestro Samael lo denomina el sublime compañero del eterno disco solar, de la sabiduría divinal.
La constelación de Géminis se relaciona con las almas gemelas y por ello, todos los cambios en la naturaleza y el hombre se procesan de acuerdo con Castor y Pólux.


El autor expresa bellamente, símbolos alquimistas y cabalísticos en donde destaca la triada inmortal, al centro y hacia abajo el signo astrológico de esta constelación encerrado en dos cuadrados entrelazados con los colores azul, rojo y amarillo, los tres colores primarios,  formando ambos cuadrados la estrella de ocho puntas. El ocho internamente son pruebas, dolor, sufrimiento, la rectitud, la justicia, el equilibrio, hay que buscar el bien cueste lo que cueste.
Sentado sobre un círculo, el mono cinocéfalo nos indica el instinto sexual. El compás en su otra mano manifiesta medida, los universos se forman de acuerdo a las leyes del número, el peso y la medida y sobre todo se forman por Amor, nuestra labor debemos realizarla siempre de acuerdo a la Ley  Divina y  al Amor consciente para hacer también nuestra propia creación universal interna. El globo planetario alude a la tierra filosofal de los alquimistas, nuestra materia física, la materia primordial de la Gran Obra. Por otro lado debemos ver la dualidad de los mensajes y el mismo simio nos indica como el instinto sexual es la medida de la humanidad, de como la humanidad se distrae en la lujuria y por ende se pierde.
El león un emblema de la Ley Divina, alegoriza al elemento fuego mira hacia el simio al igual que el unicornio, que se encuentra al lado izquierdo, animal mitológico, símbolo de la pureza, la castidad, es el mercurio de la filosofía oculta y el elemento agua, gracias  a la participación de estos elementos podemos ver realizada toda la labor y el re-ligare que siempre ha buscado el verdaero hombre es alcanzado.
 A la derecha encontramos al trabajador de la Gran Obra  a la vez representa al Arcano 21: El loco del tarot, es una insensatez que teniendo las claves para una transformación radical abandonemos el camino que nos lleva a la Iniciación.
En el lado izquierdo un Ángel que mezcla los dos elíxires el blanco de la mujer y el rojo del varón, la unión real del fuego y el agua de los alquimistas medievales, la unión del elemento activo, con el elemento pasivo; con lo cual se logra la creación del septenario hombre.
Al centro la pareja perfecta, representando a las almas  dos gemelas del Ser, Atman y Budhi, el alma Divina que es femenina y el Alma Humana que es masculina. La humanidad solo tiene encarnada una fracción de alma humana y ésta es el Budhata, La desnudez  de la pareja divina, significa la pureza  en la forja de los ciclopes, en el Eroar Sagrado, igualmente simbolizan la dualidad, el aspecto solar y lunar.
Podemos ver que la mujer con su mano derecha señala hacia abajo y el hombre con su mano izquierda lo hace hacia arriba, ambos sostienen el Caduceo de Mercurio esto nos hace pensar en el macho Cabrío de Méndez de los templarios, en la escalera que igual sirve para subir hacia el reino celestial como para bajar al inframundo donde reinan la tinieblas de nuestra propia psiquis, esta escalera la representa el caduceo de mercurio, que por su significado sabemos que también se puede interpretar como el arte sagrado de Venus y Eros para los adeptos y para el inconsciente es solo la practica equivocada de eso que llaman equivocadamente amor, y que es la practica inmunda y asqueante de la fornicacion, porque en realidad con esa práctica jamás conocerán el amor real, mucho menos llegaran al Reino del Padre.
El Caduceo de Mercurio con dos serpientes que se enroscan en forma de ocho una de color rojo representando al azufre y la azul al mercurio, coronadas por las alas del Espíritu. Es un símbolo universal y perenne. Las dos serpientes son los dos nadis: Ida y pingalá, según los yoghis del indostan, suben a lo largo del canal central de Sushumná, son los dos testigos o las dos olivas delante del templo, Ida es lunar y pingalá es solar, la vara o bastón  es la espina dorsal es aquella caña semejante a una vara de medir de que nos habla el Apocalipsis, el bastón de Brama, la Vara de Aarón. Las alas se deben a que Hermes, Dios Egipcio adoptado por los griegos, poseía la alkimia, como la ciencia médica por excelencia. . Y el espejo en la parte superior, era mágico para los egipcios, pues indica el auto conocimiento.
A cada lado de Géminis dos columnas del Templo interior, donde oficia la pareja: Jakin roja y Boaz negra, que son los mismos querubines internos Samael y Jehova, que califican la calidad de la energía y de la luz que el autentico guerrero en el Eroar Sagrado obtiene.
Dos dragones con sus cabezas entrelazadas símbolo de eternidad y de sabiduría, vomitando fuego, sus cuellos forman el símbolo del infinito, la lucha eterna del sexo con la mente, junto con sus cabezas podemos ver  un cáliz de fuego a la altura de los órganos sexuales de la pareja, aquí vemos como el fuego de Eros avivado por la sabiduría del amor y la mente nos conducirán a nuestro estado de Andróginos Perfecto, al Adam Kadmon de la cábala. En la  mano derecha del andrógino Divino vemos una escuadra o regla y en la mano izquierda el compas, ambos instrumentos geométricos del Gran Arquitecto del Universo de los masones, nos hablan de las leyes del número del peso y medida  con las cuales se rige esta creación y todos los universos existentes. Dios Crea con leyes, basadas en el número; que son peso y  medida. Y todas las huestes celestiales también están regidas por las mismas leyes creadas por el Altísimo
En Géminis tenemos la reconciliación de los opuestos, por ello mencionamos las tres fueras primarias de la naturaleza y el Cosmos, fuerza positiva, fuerza, negativa y fuerza neutra de la trinidad, el trabajo incesante con el azufre y el mercurio. Los nativos de este signo deben cultivar la ecuanimidad, la estabilidad, la tolerancia, para lograr equilibrio en su vida.
Rige del 20 de mayo al 20 de junio. Su elemento es el aire, influye en los brazos y pulmones por lo que los nativos de éste signo son propensos a padecer de las vías respiratorias. Los genios zodiacales de éste signo son: Sagras y Saraiel, En cuanto a las características psicológicas de los nativos de éste signo zodiacal encontramos que los geminianos son de recia voluntad, son valerosos, les gusta viajar y tienen mucha versatilidad, sus vidas son una mezcla de éxitos y fracasos, a veces viven en la comodidad o a veces pasan por un tiempo miserias. Son muy inteligentes y se irritan muy fácilmente, su mayor defecto es querer resolver los problemas con la cabeza y  acallan la voz del corazón creándose múltiples problemas. Los nativos de géminis son problemáticos por esa doble personalidad que los caracteriza simbolizada por los gemelos de la mitología griega Castor y Pólux. El nativo de géminis es impredecible debido a su doble personalidad. En un momento el nativo de géminis es un amigo sincero y lo da todo por la amistad, pero en cualquier momento es capaz de las peores infamias contra la persona amada.  El tipo inferior de géminis es muy peligroso por eso no se aconseja su amistad.